domingo, 8 de julio de 2012

Inteligencia colectiva en el descubrimiento del Higgs


Hace poco asistimos al descubrimiento del ya famosísimo bosón de Higgs. Tuve la suerte de poder ver en directo la conferencia desde el CERN, gracias a que la gente de Amazings hizo un trabajo genial. Poco después ellos mismos decían esto:

¿Se han fijado en la maravilla de la ciencia? Un tipo dice una cosa, 
pero no se acepta hasta que no se demuestra que es cierta.

Esta es la principal cuestión que la sociedad y las empresas tenemos que aprender de la ciencia y su modo de trabajar: la crítica constructiva como motor del aprendizaje y de toma de decisiones. La ciencia lleva años aplicando eso de la inteligencia colectiva.

Durante la conferencia, los investigadores ofrecieron sólo sus datos y el grado de confianza estadística que tenían en ellos, sin opiniones, ni valoraciones, sólo datos objetivos. Una vez puesta en común la información que todos debían conocer y antes de tomar una decisión, a pesar de manejar un 99,99% de certeza, el director de CERN dijo:

"Creo que lo tenemos; ¿Estáis de acuerdo?" El auditorio rompió en aplausos. 

Auditorio del CERN
Fuente de la fotografía 

El mejor sistema que ha encontrado la ciencia para aprovechar la inteligencia colectiva del grupo es procurar la independencia de sus miembros y fomentar su participación crítica. El sistema es fácil: pones lo que tienes encima de la mesa y dejas que tus compañeros lo machaquen sin piedad. Si sobrevive tu teoría, es que tenías razón*. Si no sobrevive sabrás que no la tenías, … pero al menos lo sabrás.

No todo el monte es orégano, pero los científicos suelen tener la discusión como su deporte nacional. No sólo no está mal visto revisar concienzudamente los resultados del compañero, sino que se considera una parte importante de tu trabajo.

No intenten repetir esto en sus casas, ... digo en sus empresas. Si en cualquier reunión, el líder del grupo después de 30 min de powerpoint hace una pregunta del tipo: ¿Estáis de acuerdo con mi estrategia? La mayor parte del grupo dirá que sí aunque tus resultados no sean tan objetivos como los del Higgs ni tengan un 99,99% de certeza. Haced un día la prueba con vuestros empleados... Ojalá tengáis alguna mosca cojonera en vuestro equipo.

Todo el mundo habla ahora de inteligencia colectiva pero hay una delgada línea entre ésta y lo que se ha llamado pensamiento de grupo: una situación en la que los miembros se dejan llevar por alguna persona en la que confían o creen que sabe más. El resultado es una falsa sensación de unanimidad... Para que nos entendamos,  también se denomica "efecto rebaño"... La solución: fomenta la participación crítica.


Juanjo Valderrama

--

* No quiero abrir aquí la discusión filosófica sobre verosimilitud y conocimiento pero en este caso es a lo más que puedes aspirar, a que nadie te demuestre que es falsa.

- Si quieres saber más sobre la conferencia te recomiendo un gran artículo de Juan Ignacio Pérez.
- Si quieres saber más sobre el boson de Higgs y sobre eso de la partícula de Dios, te recomiendo a Principia Marsupia, y por supuesto a todo un ejemplo de conocimiento y rigurosidad científica pero un poco hardcore Francis th(E)mule.

2 comentarios:

  1. No me veo a un directivo diciéndoles a los empleados: "He demostrado científicamente, porque todos los datos y estadísticas anteriores así lo demuestran, que el producto del año será "X" y que vamos a tener unas ventas de tantos miles de euros y todos contentos...

    Las empresas no pueden asimilarse a un laboratorio, si fuera así, los grandes científicos serían los grandes empresarios del mundo, y no lo son. No lo son porque un empresario, en un entorno de alta incertidumbre, tienen intuiciones (intuición es algo poco científico ;)) y apuestan sin saber a priori si va a funcionar o no. Al final llevar una empresa se parece más a una partida de póker más que de ajedrez. No obstante, en el libro Lean Startup, ofrece una buena metodología que se relaciona en algo con el método científico para ir confirmando hipótesis. Saludos y felicidades por el blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Rayco, gracias por comentar :)

      Jejeje, como dices, en el día a día de las empresas no se puede trabajar desde la exigencia de "pruebas científicas". Estoy también muy de acuerdo contigo en la importancia de la intuición o como se les llama en psicología (heurísticas) en la toma de decisión en sistemas con alta incertidumbre.

      En el artículo intento llamar la atención sobre la importancia de "potenciar la participación crítica de los empleados", te cuento mi experiencia:

      He escuchado en numerosas ocasiones a jefes de grupo que al contratarnos comienzan la conversación con "Aquí todo el mundo es libre de decir lo quiera"... Lo peor es que creen que sus empleados dicen lo que piensan realmente. ¿Cuántas veces no le has dicho la verdad a un profesor? ¿Y a tus padres? ¿Y a tu jefe?...

      Mi experiencia es que se le lleva poco la contraria al jefe, hemos recibido una educación basada en la autoridad y tenemos empleados que están a acostumbrados a "obedecer", pero nosotros necesitamos que "piensen"... es justo lo contrario. Por otra parte, a ninguno nos gusta que nos lleven la contraria, y mucho menos que nos demuestren que estamos equivocados,... ¿Cuántas veces le has agradecido a alguno de tus empleados que te demostrara que estabas equivocado?

      Por ello no defiendo la aplicación de una metodología científica hortodoxa (aunque una estadística básica no vendría mal en alguna que otra empresa) sino la creación de una cultura de crítica constructiva y discusión transparente.

      Eliminar